Declaraciones de Lasso le acumulan enemigos políticos

El presidente de la república, Guillermo Lasso, sigue siendo un actor muy activo en lo que se refiere a criticar a los actores políticos del Ecuador, ya que desde que asumió el sillón de Carondelet sus conflictos no han parado, sobre todo en espacios donde se tratan diversos temas relacionados al país, uno de ellos, el habitual espacio «Encontrémonos con la ciudadanía», lo que ha dejado una inestabilidad relación política en su gobierno.

 

CRONOLOGÍA DE SUS CONFLICTOS

En octubre 2021, el espacio que recordaba las protestas del 2019, Guillermo Lasso empezaba con uno de sus primeros conflictos y su primer crítica fue contra el líder indígena Leonidas Iza, con quien sostuvo negociaciones tras las protestas contra el alza de los combustibles, acusándolo querer generar anarquía en el Ecuador, e Iza le respondió: «presidente de la república, no tenga esa actitud fascista. Eso simplemente demuestra la incapacidad de resolver los problemas de los ecuatorianos».

Posteriormente, una investigación donde centenares de periodistas del mundo exponían a figuras políticas de estar involucrados de evadir impuestos por medio de paraísos fiscales con la denominada nota «Pandora Papers«,  el presidente Lasso, quien era incluido en dicha lista, el presidente mediante una entrevista con Carlos Vera, cargó duramente contra Rafael Correa, a quien lo acusó de estar detrás de intentar un «golpe institucional» y rechazó las acusaciones vertidas contra él con respecto al reportaje. Correa reaccionó a las declaraciones de Lasso para criticar lo que ha descrito como «una entrevista con un pseudo periodista de un canal del Estado que gana 26.000 dólares mensuales del pueblo ecuatoriano». «Lasso nos recordó a (el expresidente Lenín) Moreno: Los mismos insultos, nivel intelectual y moral», dijo en su cuenta de twitter.

Seguidamente, en el mismo mes, el presidente hizo una nueva ocupación para tres líderes políticos desestabilizadores, «Esta conspiración comienza con Correa, continúa con Nebot y le sigue Iza, que son los tres interesados en dar un golpe institucional en Ecuador», ha dicho, al tiempo que ha hablado de «ataques concertados» desde el 18 de septiembre 2021, al cual lo tildó de ser el triunvirato de la conspiración. Lasso criticaba a Iza de «querer calentar las calles» y ha subrayado que «esta trilogía coincide en una causa: golpear a la democracia». «No a través del típico golpe militar del siglo pasado, sino queriendo apelar a la Constitución porque tienen una mayoría de votos».

Iniciando este nuevo año, las tensiones entre el Ejecutivo y Legislativo era otro problema que crecía exponencialmente, se comenzaba hablar de una posible muerte cruzada y entre estos tiempo de incertidumbre, Lasso arremetió contra los frentes políticos de la Asamblea, en la que mediante unas declaraciones enérgicas, Lasso acusó de «corruptos y de pedirle dinero» a seis asambleístas de Pachakutik por intentar mediar sus votos a cambio de favores políticos. En este mismo contexto, también fue contra Xavier Herbas, formalizando la denuncia en contra del excandidato presidencial de la Izquierda Democrática, por una presunta defraudación tributaria.

Lo más reciente, fueron las últimas declaraciones que hizo fuertes declaraciones contra el exalcalde de Guayaquil, Jaime Nebot, expresando que le faltaron “huevos” para ser candidato y la denuncia sobre el no pago de impuestos por parte del banquero Fidel Egas, quien es propietario del Banco de Guayaquil y Teleamazonas, estas declaraciones se han hecho polémica, dejando de lado las prioridades en el momento crítico que vive el país.

 

Mientras estos conflictos sigan creciendo entre el presidente Lasso y sus rivales políticos, el panorama democrático seguirá siendo un incierto al futuro para el gobierno y su proyección en el Ecuador.

 

Síguenos #LDMnoticias ó #lodelmomentolojaLDM

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

More Videos